Publicado en haiku, pieni, poesía, poesía experimental

pequeña victoria
habla una tierna sonrisa
aún por florecer


Este cuadro me llamaba a un poema sobre lo que veía y lo que imaginaba, y no me pude contener. Puede que quieras hacer lo mismo. Por cierto he decidido que mis pienis, dado que (algo parecido a un haikú) son tan pequeños, no lleven título. Pudiera ser que el título fuera tan grande como el propio poema.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.