Publicado en Guille, Literatura Juvenil, Novela

29 de octubre

Querida persona desconocida, estamos todos muy cansados, tanto que no podemos respirar. Aunque sea obviamente una exageración porque de ser verdad estaríamos bastante muertos lo que ha pasado es que nos ha tocado hacer doble trabajo hoy, incluido el que no pudimos hacer ayer por la tormenta. Al menos estamos de mejor humor porque no hemos pasado tanto tiempo encerrados juntos.

Lo que me lleva a hablarte de nuestros planes para el año que viene. En este año no podremos hacer gran cosa ya porque el invierno viene pronto y no es momento para irse de aventuras. Puede que las haya pero si las hay serán malas noticias porque son de la clase de aventuras que tienes que salir corriendo o defenderte de los orcos. Así que espero que todo sea razonablemente aburrido hasta marzo cuando podamos volver a hacer grandes cosas. Por eso a partir de mañana te iré contando nuestras aventuras del verano que no te conté antes, empezando por la isla de los puffin. Palabra que no sé como se traduce pero es un pájaro pescador.

Vale, pero todavía no te he contado nuestros planes para el futuro. Se trata de ir al continente, esto es a la tierra principal de Escocia que para ti será como la parte de una isla pero para nosotros en nuestra isla pequeña nos parece un continente y todo el mundo en sí mismo. Vale, lo de ir al continente es fácil, no es gran aventura y de hecho lo hacemos de vez en cuando para buscar provisiones y ver si está pasando algo peligroso, (como orcos). Lo difícil será que lo vamos a cruzar siguiendo el antiguo WHW o camino de las Highlands hasta donde estaba Glasgow, en misión de reconocimiento. Eso lo hará un grupo. Iremos, (dedos cruzados) a Fort Williams, en kayaks, pasando por Loch Linnhee, la isla Lismore, etc, buscando si todavía queda algo o alguien. Después caminando al sur, tenemos para un mes o más, según Sargento Mamá, porque cuenta con que tendremos problemas y que escondernos etcétera. Espero que me dejen ir.

Fantasma Papá me ha dicho agarrándome el corazón, como le gusta hacer a los fantasmas y usando palabras escocesas que no repetiré. (Porque son palabrotas si no lo has pillado) que si estoy loco y me he olvidado de las muertes y de todo lo malo.

Y la verdad es que sí me había olvidad del sudor manchado de sangre y mugre, pero me lo ha recordado todo y me he puesto a llorar.

Otra

maldita

¡¡¡¡¡vez!!!!!

Y todos se han dado cuenta. Eso ha sido lo peor de este día, querida persona desconocida. Quiero olvidarme.

Ojo: diario de ficción

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.