Publicado en sabiduría

Lo que pasó

Lo que pasó para que dejara de publicar todos los días, fue que volé a Londres a la Enquirers’ Weekend y pasé tres días sin conectarme a Internet. Mis robots siguieron publicando mientras tanto, tal como había previsto.

Y pasó que me dí cuenta que ni vosotros ni yo necesitamos que publique todos los días, sino cuando tenga algo que contar